Fondo Europeo Marítimo y de la Pesca. El debate sobre la acuicultura

By | 17 febrero, 2016
Planta de cultivo marino en la Ría de Muros-Noia

Planta de cultivo marino en la Ría de Muros-Noia de Galician Marine Aquaculture cofinanciada con fondos FEMP

OBJETIVOS DEL FONDO EUROPEO MARÍTIMO Y DE PESCA

El Fondo Europeo Marítimo y de Pesca (FEMP) facilitará alcanzar los ambiciosos objetivos de la reforma de la Política Pesquera Común y ayudará a los pescadores en el proceso de transición hacia la pesca sostenible (que quiere decir aquella pesca que mantienen la población de las especies marinas en niveles óptimos para garantizar la supervivencia, respetando el entorno natural) y a las comunidades costeras en la diversificación de sus economías(proceso por el cual las comunidades costeras pasa a ofertar nuevos productos y entra en nuevos mercados). El Fondo financiará proyectos que creen nuevos puestos de trabajo y mejoren la calidad de vida en las costas europeas. Se reducirá la burocracia para que los beneficiarios accedan fácilmente a la financiación.

El FEMP recoge las seis prioridades que la Unión considera para el período 2014-2020 en el ámbito marítimo y de la pesca. Dichas prioridades persiguen cumplir con el objetivo de desarrollo sostenible de la pesca, la acuicultura y otras actividades relacionadas, y se subdividen a su vez en objetivos específicos.

• Fomentar una pesca sostenible desde el punto de vista medioambiental, eficiente en el uso de los recursos, innovadora, competitiva y basada en el conocimiento.

• Fomentar la aplicación de la Política Pesquera Común aportando conocimientos científicos y adquiriendo una administración publica eficiente.

• Aumentar el empleo y la cohesión territorial.

• Fomentar la comercialización y la transformación mejorando las organizaciones del mercado e incentivando las inversiones en sectores de transformación y comercialización.

• Fomentar la aplicación de la Política Marítima Integrada que abarca campos tan diversos como la pesca y la acuicultura, el transporte y los puertos marítimos, el entorno marino, la investigación marina, la energía en el mar, la construcción naval y las industrias afines, la vigilancia marítima, el turismo marítimo y costero, el empleo en los sectores marítimos, el desarrollo de las regiones costeras y las relaciones exteriores en cuestiones marítimas.

En el caso de Galicia, nos hemos centrado en un aspecto del FEMP especialmente relevante para nuestra comunidad como es la Acuicultura que ha generado una fuerte polémica que podríamos resumir en los siguientes puntos:

DESVENTAJAS DE LA ACUICULTURA

La Asociación Empresarial de Productores de Cultivos Marinos de España (APROMAR):

• Opina que los sucesivos fondos estructurales no han tenido el impacto deseado para la consolidación de la acuicultura en la Unión Europea.
• APROMAR cree que la UE se confunde al llamar fondos de pesca cuando esta no es lo mismo que acuicultura.
• La declaración de apoyar una acuicultura “innovadora, competitiva y basada en el conocimiento” debe hacerse desde una perspectiva realista y teniendo en cuenta su viabilidad empresarial.
• APROMAR considera que el termino “sostenible” ha sido acaparado espuriamente por su vertiente medioambiental.
• La empresa también echa en falta el establecimiento de mecanismos para valorar la competitividad real de los proyectos individuales, previamente al otorgamiento de las ayudas.

Según Greenpeace:

• La acuicultura, lejos de ser la solución a la sobrepesca, contribuye a la disminución de las poblaciones salvajes y degrada los ecosistemas marinos, amenazando la seguridad alimentaria de las comunidades costeras.
• Requiere gran cantidad de pescado para la elaboración de piensos, así como la captura de juveniles para abastecer los stocks de las instalaciones.
• La ubicación de las piscinas en la costa deteriora los ecosistemas costeros y desplaza a las comunidades locales, impidiéndoles el acceso a la playa y el uso tradicional que hacían de los recursos marinos. Es un hecho que desentonan en el paisaje como es el caso de la planta acuícola de Cabo Vilán en la llamada “Costa da Morte”. Otro ejemplo sería la controversia que se suscitó acerca de la ubicación en cabo Touriñan (Red Natura) de una planta de engorde de rodaballo que finalmente se localizó en Portugal.
• Las instalaciones consumen enormes cantidades de agua dulce o la contaminan con el uso de antibióticos y pesticidas.
• Existe riesgo de que se propaguen enfermedades desde las granjas a las poblaciones salvajes que están en contacto con ellas y de que se produzcan fugas de ejemplares cautivos que se mezclen genéticamente con los ejemplares salvajes de esa especie, disminuyendo la diversidad genética.

VENTAJAS DE LA ACUICULTURA

Según APROMAR:

En relación con la propuesta de distribución financiera del FEMP, APROMAR considera acertado vincular la intensidad de las ayudas (porcentaje sobre la inversión) al peso relativo del sector de la pesca y de la acuicultura, en cuanto a empleo y producción.

APROMAR considera adecuada la admisibilidad del otorgamiento de ayudas a las empresas acuícolas en general, independientemente de su dimensión (micro, pymes o grandes) pero con mayor control y supervisión a posteriori de los resultados de las ayudas otorgadas, incluyendo procedimientos para evaluar el aprovechamiento de las mismas.

Valora acertadamente que el FEMP aborde la financiación de nuevas formas de acuicultura no alimentarias, como por ejemplo la producción de microalgas.

La empresa cree que la forma más adecuada de atraer nuevos empresarios emprendedores al sector de la acuicultura es convirtiéndolo en un sector rentable y con perspectivas de futuro.

Según GREENPEACE:

La acuicultura tendría ventajas si:

 • Utilizaran piensos de origen vegetal que procedan de agricultura sostenible;
• Minimizaran el uso de harinas y aceites de pescado para que la producción de un kilo de pescado no necesite más de tres kilo de estos productos;
• Utilizaran las larvas de las especies cultivadas que provienen de la cautividad y no han sido pescadas en estado salvaje;
• Garantizaran la seguridad de las instalaciones para que no se produzcan fugas;
• No degradaran el medioambiente, ni altera la biodiversidad de los ecosistemas donde se asienta;
• No amenazaran los derechos humanos;
• Apoyaran la sostenibilidad económica y desarrollo social de las comunidades locales a largo plazo;

Una de las medidas incluidas en el informe de Greenpeace para un modelo pesquero 100% sostenible es la de limitar las nuevas explotaciones de acuicultura marina, tanto de cría de peces como de bivalvos, dejando el número total de explotaciones en el actual.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *